La importancia del verde... para la vida | Inicio | La importancia del blanco… para la vida

03/22/2010

La importancia del azul… para la vida

La Tierra vista desde el espacio parece un planeta azul, debido a que más de las dos terceras partes de su superficie están cubiertas de agua. Se denomina hidrosfera al medio líquido (océanos, mares, lagos, ríos, aguas subterráneas, etc) que cubre a nuestro planeta. A pesar de su gran extensión, la hidrosfera no alberga la variada biodiversidad que habita en la superficie terrestre. Contiene sólo el 20% de todas las especies del Planeta.

Los océanos constituyen el bioma más grande. La vida marina se organiza de acuerdo a la profundidad de penetración de la luz solar. En las aguas más superficiales hay mayor variedad y presencia de animales y plantas, que en las más profundas. Además, cuentan con abundantes materias primas importantes para el desarrollo humano. En ellos, se extraen en gran cantidad petróleo y gas natural, y minerales como el manganeso, entre otros. Junto a los lagos y ríos constituyen importantes reservorios de alimentos. 

Dada la importancia del agua para la vida es nuestro deber como Buen Terrícola tomar conciencia del peligro de ciertas prácticas que la contaminan. !Actuemos en defensa del Planeta Azul! Evitemos que se conviertan en vertederos de desechos industriales y domésticos, abonos y pesticidas de uso masivo en la agricultura. También, debemos reducir las emisiones de gases nocivos a la atmosfera que alteran su equilibrio provocando la llamada “lluvia ácida” y el calentamiento del Planeta.

! Cuéntanos como ayudas a cuidar al Planeta Azul!   

Comentarios

Fuente Puedes continuar esta conversación subscribiéndote al suministro de comentarios.

maria

que hay que cuidar el planeta tierra

Publicar un comentario

Nombre:

Correo electrónico: (No se muestra con comentario.)

URL:


Comentarios:

Las opiniones vertidas pertenecen al autor y no a Discovery Communicaciones, Inc; y no son constitutivas de la aprobación del producto, servicio o servidor.